Atacante en caso Coral Gables actuó en venganza

El hombre habría sido despedido antes de cometer los homicidios.

El atacante que mató a tiros a dos gerentes de un gimnasio en Florida antes de suicidarse, había sido despedido del establecimiento por mostrar conducta violenta, así lo informó la policía local el domingo pasado.

Su nombre era Abeku Wilson, de 33 años y residente de Miami, quien fuera despedido de su trabajo como preparador físico del gimnasio Equinox, en Coral Gables debido a una conducta laboral violenta y fue escoltado hasta afuera del lugar”, señaló el Departamento de Policía de Miami-Dade en un comunicado.

En qué consistió la conducta laboral violenta, no fue explicado por los agentes policiales.

Después de haber sido despedido, Wilson regresó al establecimiento con un arma de fuego para arremeter contra los gerentes del lugar y después quitarse la vida. La policía reveló que los gerentes fueron baleados en forma deliberada y que no se trató de un ataque al azar.

El gimnasio Equinox emitió un comunicado vía correo electrónico, en donde expresaba que le embargaba una “profunda tristeza” por las muertes de dos de sus empleados, Janine Ackerman, de 35 años y residente de Miami, así como Marios Hortis, de 42 años, también residente de Miami. Ackerman era el gerente general del gimnasio y Hortis el gerente de acondicionamiento físico.

“Nuestro amor, oraciones y condolencias están con ambas familias en estos momentos terribles. Toda la comunidad de Equinox siempre mantendrá a Janine y Marios en nuestros corazones”, se lee en el comunicado.

El ataque a tiros ocurrió alrededor de la una de la tarde del sábado ocho de abril, en el centro comercial de lujo Shops at Merrick Park. Las personas que se encontraban dentro del establecimiento comercial salieron a buscar refugio al momento de escuchar las detonaciones provocadas por Wilson al interior del gimnasio.

Ovi Viera, testigo del incidente, aclaró que existieron cinco disparos dentro del ataque, así se lo informó al rotativo The Miami Herald.